cuentacuentos

 

Un gran músico tocaba el concierto de violín de Beethoven en Nueva York. Había sufrido la polio cuando era niño, afectando gravemente a sus piernas. Aquel día atravesó el escenario con sus muletas con mucha dificultad. Se puso el violín bajo la barbilla y señaló al director de la orquesta que podía empezar. Pero entonces ocurrió algo.

 

Un rey recibió como obsequio dos pequeños halcones y los entregó al maestro de cetrería para que los entrenara. Pasado unos meses, el maestro le informó al rey  que uno de los halcones estaba perfectamente, pero que al otro, no sabía que le sucedía pues no se había movido de la rama donde lo dejó, desde el día que llegó.

 

La clase de cuarto grado de Donna se parecía a muchas que he visto en el pasado. Ese día me senté en un asiento al fondo de la clase.

 

Todos los alumnos estaban trabajando en una tarea que consistía en llenar una hoja de cuaderno con pensamientos e ideas.

 

 La alumna de diez años que estaba cerca de mí, estaba llenando su página con 'No puedo':

3379837ead2384500fc07ed02c8af548.jpg